0

¿Por qué consumir Comercio Justo este verano?

Aunque se ha hecho de rogar, parece que el verano ya ha llegado a la capital alavesa. Nunca es mal momento para consumir productos de Comercio Justo, pero esta época del año nos da la oportunidad de optar a un amplio abanico de posibilidades para respetar el medio ambiente y, al mismo tiempo, que consumamos artículos de gran calidad. Refrescos, cremas de protección solar, aperitivos o vestidos frescos y coloridos para disfrutar del buen tiempo y contribuir a que todas las personas trabajadoras reciban un salario digno.

Podemos aprovechar esas tardes y días libres apoyando el Comercio Justo y consumiendo productos que defiendan los Derechos Humanos.  A continuación os dejamos algunas ideas que demuestran que en verano, no hay nada mejor que un consumo de productos que aseguren que todas las trabajadoras y trabajadores han recibido un salario digno.

SONY DSC

Una buena opción para hacer frente al calor del verano y recuperar energía es la ensalada de pasta. Desde Bolivia nos llegan macarrones y spaguettis elaborados con pasta de harina de quinoa y trigo. Para darles un toque especial, podemos acompañarlos con verduras locales que podemos adquirir en distintos establecimientos de nuestra ciudad.

Y si todavía no es hora de comer, nunca viene mal tener a mano algún aperitivo para engañar al hambre. En nuestra tienda de Comercio Justo podemos encontrar, por ejemplo, anacardos naturales tostados sin sal ni azúcar, que provienen de la Asociación de Productores Agroindustriales Orgánicos de El Salvador (APRAINORES). Una asociación de pequeños productores y productoras de marañón orgánico y Comercio Justo que nació en 2002 con el objetivo de convertirse en una alternativa de sostenibilidad económica, social y medio ambiental para las comunidades del Bajo Lempa y otras regiones productivas de El Salvador.

Pero, si preferís algo dulce como aperitivo, no hay nada mejor que caramelos frescos y deliciosos de limón y tomillo, cereza y jengibre o miel y anís. Estos caramelos vienen directamente de Paraguay, en concreto, de la Cooperativa Manduvirá, creada por campesinos y campesinas que cultivan caña de azúcar orgánica, y que desde su creación en 1975 se ha convertido en un símbolo de defensa de una vida digna.

Además, es importante que nos protejamos del sol, y para eso tenemos una amplia gama de Cosmética Natural y de Comercio Justo, donde podemos encontrar desde cremas solares, protectores labiales, cremas de manos, hasta esponjas para una buena ducha después de una sesión de playa o cremas reparadoras.

Podremos disfrutar del verano con una amplia y variada gama de nuevas prendas coloridas y originales gracias a los productos textiles de Comercio Justo de la organización de mujeres ghanesa Global Mamas. Podemos encontrar vestidos tanto para mujeres como niñas, faldas y blusas, además de accesorios como cintas para el pelo, carteras, gorritos, pañuelos, collares, pulseras, pendientes… Todos ellas de algodón ecológico certificado, gracias al cual disminuimos la posibilidad de presentar reacciones alérgicas y nuestra piel respira mejor, al mismo tiempo que contribuimos al cuidado de nuestro ecosistema. El algodón ecológico se cultiva en campos de tierra fértil sin pesticidas o productos químicos. Y además, cada prenda tiene garantía de calidad y colabora para mejorar las condiciones de vida de muchas mujeres.

Y como el café entra bien en cualquier época del año, podéis saborear el café que Alternativa 3 elaboró por el 50º aniversario de medicusmundi Araba, fragante molido con tueste natural, ecológico y de Comercio Justo. El café es el segundo producto en volumen de exportaciones, tras el petróleo. El comercio justo garantiza la calidad del producto y ganancias justas para las personas productoras. Existen variedades diferentes procedentes de Nicaragua, Colombia, Tanzania, Brasil y Méjico.

Los y las más txikis también beneficiarse del Comercio Justo este verano  gracias a juegos de mesa cooperativos que favorecen la interacción entre las personas y el juego en familia, entendido el juego como una herramienta participativa en la que se aúna diversión y aprendizaje. ‘Sueños de colores’, ‘El puchero de los duendes’ o ‘El chocolate mágico’ son algunas de las opciones que podéis encontrar en nuestra tienda en Vitoria-Gasteiz.

No hay excusa, ¡también podemos disfrutar del verano desde el Comercio Justo!

dendamundiu14

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *